Queso Añejo

El queso añejo tiene como principal característica lo que indica su propio nombre, ya que, al igual que sucede con el vino o con otros productos de esta categoría temporal, se enmarca dentro de los quesos con una curación superior a los 18 meses, por lo que se encuentra por encima del queso curado en cuanto a tiempo de maduración se refiere.

Active filters:

CHEDDAR VINTAGE WHISKEY KERRYGOLD
6,90 €

Queso irlandés de vaca Cheddar Viejo al Whisky
Fuerte con el inigualable toque que le aporta el whisky irlandés.

GRAN PEÑASOLANA AÑEJO
6,00 €

Queso de oveja castellano leonés Gran Peñasolana
Añejo - periodo mínimo de curación de 12 meses. 

LEICESTERSHIRE ROJO VIEJO
7,75 €

Queso inglés de vaca Leicestershire viejo.
Suave y ligeramente dulce.

MIMOLETTE CURADO
8,40 €

Queso francés de vaca Mimolette.
Curado, con sabor a cítricos y avellanas.

PECORINO ROMANO DOP
5,25 €

El Queso Pecorino Romano suele usarse en la cocina italiana, en salsas o para gratinar.

TETE DE MOINE + RIZADOR
69,50 €

Queso suizo Tête de Moine (800gr aprox) + Rizador.
Intenso, aromático, ligeramente ácido al madurar.         

Queso viejo

El queso viejo, que es como se conoce también al queso añejo, tiene unas peculiaridades que le diferencian del resto de variedades de este producto.

Una de ellas es la de la forma de cortarlo, puesto que requiere una fuerza superior a la que se debe emplear ante un queso de inferior curación, por la dureza que le confiere este proceso.

Esta textura tan particular supone que los paladares más exigentes sean los que más lo demanden para saciar sus ganas de consumir este manjar gourmet.

El sabor y el aroma tan profundos que se consiguen en un queso añejo se consiguen normalmente gracias a la leche cruda de oveja, cuya falta de tratamiento térmico le proporciona estas cualidades tan características.

El cuajo del queso viejo es una pasta firme, dura y compacta con ojos muy pequeños que se reparten a lo largo de toda su superficie, debido al largo periodo de curación al que ha estado expuesto.

La corteza, en cambio, tiene una floración de moho que le da un toque de distinción al queso por el recubrimiento de aceite de oliva que se le aplica. Esta corteza natural consigue unos productos realmente secos para satisfacer las exigencias de los consumidores que prefieren este tipo de texturas.

Debido a las peculiaridades tan especiales de este tipo de quesos, su conservación debe realizarse manteniéndolo en un lugar fresco y seco, con una temperatura que oscile entre los 4 y 8ºC para mantener en todo momento las propiedades del producto. En caso de querer mantenerlo en la nevera, el mejor lugar es la parte inferior, ya que le afectará menos la acción de las bajas temperaturas.

Cómo cortar el queso añejo

Como este producto es de una dureza superior a la de los demás, se puede dar una serie de consejos básicos para conseguir cortarlo sin grandes dificultades:

·         Cortarlo en pequeñas cuñas de ¼, mediante un cuchillo preferiblemente de hoja grande para evitar que este se doble y la integridad de la mano pueda peligrar.

·         Como es un queso de extrema dureza, lo mejor es romperlo y desmenuzarlo.

·         No cortarlo con la corteza sobre la mesa, sino intentar que la máxima superficie esté apoyada

·         No cortar nunca el queso añejo en finas lonchas sino hacerlo en piezas irregulares, sin que sean homogéneas, ya que es lo que permite su textura. Si tratas de cortarlo en finas piezas, se romperá y no conseguirá trozos con los que disfrutarlo de manera correcta.

·         Quizás estés pensando en que la estética de la presentación de estos trozos no será la mejor pero quizás aplicándole un poco de aceite de oliva por encima puedas aportarle un toque estético y de sabor muy apropiados.

La forma de ingerirlo es muy relativa, ya que dependerá del gusto de cada uno de sus consumidores. Si bien hay gente que prefiere mantenerlo en la nevera, también los hay que se decantan más por dejarlo en un espacio exterior debido al sabor que puede ofrecer en cada una de las opciones.

Sea como sea, disfrutar de un buen queso viejo está al alcance de aquellos a los que les guste esta variedad, por lo que animamos a todos a probar este tipo de artículos.

Comprar Queso Añejo

En Queso Adictos podrás encontrar una selección de productos de primera calidad destinados a satisfacer las necesidades de los amantes de quesos.

Comprar queso añejo es una operación realmente especial debido a las peculiaridades que tiene, para mantener sus propiedades intactas durante el traslado desde nuestras instalaciones hasta las manos de nuestros clientes.

Comprar Queso Viejo

Comprar queso viejo nunca ha sido tan fácil como a través de la plataforma online Queso Adictos, una página en la que encontrarás todo tipo de artículos de primera categoría destinado a su consumo, en una experiencia gastronómica única por los mejores sabores queseros del mundo.